A Nueva Orleans llegamos cantando una canción con un pegajoso ritmo del caribe colombiano que invita a mover el alma: “Y la ciudad de New Orleans se parece a Barranquilla, y la ciudad de New Orleans se parece a Barranquilla…”

Cuando llegamos, era lo único en que pensaba. El punto es que después de haberla visitado concluimos que no, no se parecen.

La verdad, Nueva Orleans se nos pareció más a Cartagena, fachadas de casas coloridas con arquitectura colonial que cuentan ellas solas la historia de la Colonia española, historia que se repitió en innumerables lugares del continente.

Lo particular de Nueva Orleans es que en su historia, la huella también la dejaron los franceses, los colonos y los ingleses.

Nueva Orleans es ese tipo de lugares que son mitos vivientes, pareciera que sus almas hablaran y contaran por boca de sus habitantes historias de secretos y tesoros escondidos que nunca nadie ha encontrado y que se siguen buscando.

Las calles, la ubicación geográfica, la mezcla de culturas hacen de ella, un lugar muy especial.

La ciudad nos pareció esquizofrénica, con sus múltiples personalidades. De día, los cementerios son uno de los atractivos de la ciudad, las representaciones culturales de su historia se plasman en las tumbas grises y frías.

new-orleans-7

A cualquier hora del día, encantan sus calles en donde se respira música en el aire: en cada rincón, acera o en plena vía pública, se puede disfrutar de jazz, de música fusión, de swing, o de ritmos nuevos.

new-orleans-3

De noche, sus calles son el escenario de guías turísticos recorriendo recovecos mientras te cuentan espeluznantes historias de horror.

Y de madrugada la calle Bourbon, que es la calle principal del centro histórico, es el escenario de la vida nocturna, bares de piano en vivo, música de todos los géneros y borrachos, alcohol, prostitución. La decadencia humana, casi te hace olvidar lo que te maravilló unas horas antes.

Las leyendas cuentan que desde su creación Nueva Orleans ha sido un pueblo maldito, puesto que en la época de su fundación el suelo era campo sagrado de indígenas, cementerio de ancestros y que los españoles y los franceses, ignorando esto, profanaron la tierra y siguieron avante construyendo la ciudad simplemente por la riqueza de su suelo.

Los New Orlenos en su misticismo, encuentran en esto, una de las razones por las que esta tierra ha sido agobiada por tantos males a lo largo de su historia. La peste, la Malaria, Huracanes, Tsumanis y Hambrunas han erradicado su población en varias ocasiones.

Sus cementerios, por lo general repletos de muertos por tantas y seguidas calamidades, han visto salir de sus tumbas en inundaciones a sus cadáveres, arrastrados por las aguas en las calles alrededor de la ciudad.

new-orleans-6

Quizás de ahí viene también la fascinación por mitos y leyendas de vampiros y muertos vivientes que deambulan por sus calles, de hoteles embrujados, de magia y vudú.

También ha sido escenario de aterradores crímenes, historias de torturas tan aberrantes como episodios terroríficos de una serie de televisión o la más sangrienta película de terror.

new-orleans-10

Crímenes perpetuados por sociópatas que se volvieron leyendas vivientes de la ciudad, como la carnicera Delphine LaLaurie, el caso de los gemelos asesinos en serie, el del fantasma del Old Absinthe House, la historia del las mujeres del orfanato de la calle casquette o del bar al que llegan vampiros a pedir cocteles de sangre real. Son muchas las historias y los lugares para dejarte fascinar.

Es como si Nueva Orleans fuera dos ciudades:  La del día que te encanta con la mística expresión cultural en cada esquina y la de la noche que te  estremece la piel con sus historias de encantos, voodou, misticismo de ultra tumba o su decadencia.

Si quieres descubrirla como se debe, con la mirada de un local, te recomendamos tomar un tour: por unos 20 dólares aproximadamente, haces una ruta de la mano de algún antropólogo que te dará una nutritiva charla sobre la ciudad y te llevará a visitar los lugares de más historia y leyenda.

No te pierdas el cementerio St Louis, La calle Bourbon, El misterioso restaurante  bar Arnaud en el que sirven cada noche una cena para el espíritu caprichoso de alguien que vivía en ese lugar, la cocina tradicional en el mercado francés, los conciertos de música al aire en cualquier calle durante el día, la banda de jazz del bar fritzelsjazz o simplemente caminar por la calle dejándote embrujar por su encanto.

No sabemos para donde vamos enseguida, pero como dice David Bowie, te prometemos que no será aburrido.

new-orleans-8

Te has dejado embrujar por la magia de nueva Orleans?

Cuéntanos tu historia en los comentarios y si te gustó este artículo, Compártelo! Ayúdanos a regar la información para viajeros!

Pin It on Pinterest

Share This

Escribe tu correo para enviarte tu
E-BOOK GRATIS

Y algunas otras cosas bacanas luego ;) 

Debes ingresar luego a tu correo para confirmar el email que recibirás de nosotros y listo!

Perfecto! por favor revisa tu correo. Gracias!

Write your email to receive your

FREE E-BOOK

And some other cool stuff ;)

 You must confirm with an email

you'll see at your inbox and that's all!

Perfect! please check your inbox. Thanks! Gracias!

Suscríbete a nuestro boletín y recibe un regalo que cambiará tu vida!

Recibirás semanalmente información para que hagas realidad tus sueños de viaje!

Perfecto! revisa tu correo para confirmar tu suscripción.